1 comentario

DEL SUEÑO A SU MATERIALIZACIÓN: CREATIVIDAD EN ACCIÓN

El lunes 30 de septiembre arrancan los encuentros del Club de los sueños creativos para ponernos en acción. Cada uno de los proyectos o sueños presentados por los participantes es hermoso, refleja perfectamente la personalidad y cualidades de cada quien, su visión y aspiraciones. Estoy segura que será un proceso enriquecedor por las distintas personalidades, formaciones, enfoques; y motivador porque nos impulsará a dar los pasos que tenemos que dar para materializar tan bellas aspiraciones. Nuestra reunión preliminar fue tan estimulante que me indica que estamos ante el inicio de una experiencia maravillosa. 

Lo fundamental es que no sólo nos estamos atreviendo a soñar, sino a despertarnos y ponernos en acción. En esta etapa será esencial mantenernos centrados en nuestro objetivo. Eso nos permitirá entre otras cosas sosegar a esa vocecita interior que nos alerta del riesgo a hacer el ridículo, al fracaso, a los sufrimientos que ello acarrearía, de las complejidades del proyecto, de los límites de nuestras habilidades o del contexto en el que nos encontramos. Este primer paso hacia la materialización de nuestros sueños o proyectos requerirá de que hagamos uso de todos los mecanismos al alcance para no abandonar antes de llegar a la meta. Ayuda mucho el hecho de estar haciendo algo que nos apasiona verdaderamente porque nos permitirá mantener el foco en nuestro objetivo a pesar de los vaivenes o desafíos que se pueden presentar. Contar con apoyo de otras personas que comprendan nuestro reto es otro de los pilares para los momentos en los que tenemos ganas de desistir, ya que nos brinda la oportunidad de compartir nuestras preocupaciones, nutrirnos de otras perspectivas, recordar nuestra motivación, entre otras tantas cosas. Justamente esa es una de las razones que nos llevaron a crear el club. Y a mi en particular me ilusiona un montón pues lo siento también como un espacio en el que asumimos un compromiso con nosotros mismos en ponerle amor y dedicación a esa idea. 

Si porque una vez que hemos recibido la visita del genio creador, la musa, la chispa creativa, o nos damos cuenta que hay un sueño esperando ser materializado no sólo evitamos que languidezca entre dudas y temores, sino que nos damos una oportunidad para sentirnos mejor. Es esta etapa es fundamental Sigue leyendo